Convergencias Divergentes

Convergencias Divergentes

invitation

Invitation

Monday, July 14, 2014Friday, August 29, 2014

Calle de Claudio Coello, 20
Madrid, 28001 Spain

Durante los meses de julio y agosto, la galería Fernando Pradilla expone una selección de obras recientes de seis jóvenes artistas iberoamericanos. Bajo el título “Convergencias divergentes” se reúnen los trabajos de Ignacio Bautista (Madrid, 1982), Alejandro Bombín (Madrid, 1985), Starsky Brines (Caracas, 1977), Sebastián Camacho (Bogotá, 1982), Juan Carlos Martínez (Campanario, 1978) y Diego Vallejo (Salamanca, 1986). Diversidad temática, técnica y de soportes, caracteriza la selección de obras realizada para esta muestra, cuyos autores reflexionan sobre las fronteras del arte, hibridan géneros artísticos, y acreditan su permanente actitud de experimentación plástica. Pintura, dibujo, collages, fotografía o técnicas mixtas, son empleadas aquí para proponer discursos distintos pero que se aproximan entre sí por estar todos encaminados a romper con las percepciones lineales y estandarizadas de la obra de arte.

En la obra de Ignacio Bautista predomina la manipulación, la alteración y la recomposición de imágenes y materiales. El artista parte del enorme universo icónico de los medios de comunicación, de sus noticias e informaciones sobre una actualidad que caduca velozmente, para extraer/recomponer nuevas lecturas de esa realidad.

Para Alejandro Bombín la utilización de las nuevas tecnologías es de crucial importancia en la concepción de su obra. Su proceso creativo parte de una imagen del entorno digital, escaneada y fragmentada en franjas horizontales, que luego se unifican en el lienzo como una imagen global, proponiendo una sutil reflexión sobre los conceptos de veracidad, realidad, subjetividad en la obra artística.

Starsky Brines aporta un universo de seres híbridos y extraños para indagar en los resortes que movilizan al individuo, para abordar el tema de la violencia e inseguridad ciudadana de su país, la precariedad y desilusión de una sociedad abrumada y ya indiferente por la triste cotidianidad de sucesos violentos que habitan las páginas de los diarios nacionales.

Los trabajos de Sebastián Camacho plantean la confluencia de disciplinas plásticas tan habituales de las actuales prácticas artísticas. Utilizando soportes y técnicas novedosas, propone una manera distinta de dibujar a partir del calado en las páginas en blanco de agendas o cuadernos.

El punto de captura de la imagen fotografiada determina la concepción discursiva de la obra de Juan Carlos Martínez, un artista que se detiene en descomponer los límites de lo público y de lo privado, proponiendo una reflexión sobre el deseo, lo sexual, la intimidad.

Diego Vallejo enmarca sus obras dentro de los géneros clásicos de la pintura, haciendo visible la necesidad de revisitar los lugares del pasado y de -como apunta el propio artista- “recorrer los caminos sobre los pasos que ya han sido dados”. Prevalece en sus obras la plasmación de esa atmósfera imprecisa que envuelve seres y formas, el uso de la pincelada barrida que sugiere más que explicita, y de esa gama tonal armónica y predominantemente fría, que caracteriza su pintura.